5 errores comunes de organización en armarios pequeños

 

¿Tu armario parece muy difícil de organizar porque es muy pequeño? Es cierto que los armarios pequeños, especialmente los que tienen formas extrañas y muchos armarios en edificios antiguos, pueden ser difíciles de manejar. Pero eso no significa que no puedas mantener tu pequeño armario ordenado. Solo hay que sortear algunas trampas que dificultan la organización en armarios pequeños.

Aquí hay cinco de los errores más comunes que cometen las personas al organizar un armario pequeño, para que pueda evitar cometer los mismos.

 

Sin desorden

Si ha guardado todas las prendas que ha comprado y su armario es pequeño, probablemente no importe cuán organizado esté en teoría. En la práctica, es probable que su armario sea muy difícil de mantener ordenado. El primer paso para organizar cualquier armario es optimizar su contenido. Con un armario pequeño, tienes un espacio mínimo para trabajar. Así que deshacerse de la ropa que no usa es aún más importante.


 

Usar las perchas incorrectas

El uso de perchas de diferentes formas, tamaños y estilos puede arruinar los planes de organización mejor intencionados. Las perchas no tienen que encajar exactamente. Pero deben ser del mismo tamaño y tipo, para que encajen bien y no se despeguen.

Por ejemplo, si cuelgas unos pantalones en perchas con broches y otros doblados sobre perchas normales, puede resultar complicado mirar tu armario y ver todos tus pantalones a la vez para elegir un par. Además, las camisas grandes colocadas sobre perchas pequeñas pueden arrugarse más fácilmente. Y las perchas de diferentes alturas pueden dificultar físicamente sacar la ropa del armario.

Cuando intenta vestirse, lo último que quiere es la molestia de que la ropa se enrede, se caiga al suelo del armario o parezca que se pierde. Por lo tanto, elija una percha básica con barra, que puede funcionar para la mayoría de su ropa.

Una percha de madera con una camisa con cuello apuntando hacia el interior del armario.

 

Poner toda tu ropa en el armario

Muchas personas tienen ropa que solo usan una parte del año dependiendo de la temporada. Y no hay razón para tener ropa fuera de temporada abarrotando tu pequeño armario si no vas a usarla durante meses.

Si es posible, rote la ropa según las estaciones. Si tiene espacio de almacenamiento adicional, como un ático o debajo de la cama, coloque allí la ropa fuera de temporada para liberar espacio en el armario. O puede colocar la ropa fuera de temporada en contenedores en el piso del armario o en un estante alto. Esto le dará un acceso más fácil a las piezas de temporada que desea usar.

Contenedor de almacenamiento verde menta marcado con ropa de invierno

 

Uso de la organización de productos incorrecta

Los divisores, las cajas de almacenamiento y los contenedores pueden ser útiles para organizar un armario, pero debe usarlos de manera adecuada. Si tiene un armario pequeño, evite los productos de organización voluminosos innecesarios que consumen espacio valioso. En su lugar, busque productos aerodinámicos, como separadores de estantes planos, que se ajusten al tamaño y la forma exactos de los artículos que necesita organizar. De esa manera, los productos maximizarán los pies cuadrados de su armario en lugar de crear un espacio muerto.

Pista

Asegúrese de medir su espacio (y verifique dos veces) antes de comprar cualquier producto.

Un pequeño contenedor de plástico blanco que almacena ropa doblada en un armario organizado

 

No tener un sistema

Cuando su armario es pequeño, puede pensar que podrá encontrar cualquier cosa fácilmente, incluso si nada está categorizado. ¿Cómo podrías perder un par de jeans en un armario que mide 3 pies de ancho? De hecho, es bastante fácil hacerlo. Y puede ser aún más difícil encontrar un artículo en particular cuando la ropa está empacada apretadamente en un armario pequeño en lugar de colgarla en un vestidor grande.

Por eso es importante contar con un sistema de organización del armario. Considere clasificar la ropa por tipo (chaquetas, camisas, vestidos, etc.) y por color dentro de cada categoría. En última instancia, es una cuestión de preferencia personal cómo te organizas, siempre y cuando sepas dónde está todo.

Un guardarropa organizado con suéteres doblados, libros apilados y camisas con botones colgando

Consejos para organizar la ropa en un armario pequeño.

1. Utiliza cajas y cestas para contener los artículos y mantener el armario en orden.

Las cajas y cestas son una forma práctica de mantener el armario en orden. Puedes usar cajas y cestas para contener prendas como calcetines, camisetas, suéteres y pantalones, así como otros artículos como cinturones, guantes y bufandas. Estos contenedores te permiten separar y organizar los artículos de acuerdo a su tipo y tamaño. Las cajas y cestas se pueden agrupar para aprovechar mejor el espacio en el armario. También es útil etiquetar los contenedores para que puedas encontrar fácilmente los artículos que necesitas. Las cajas y cestas son una forma barata y práctica de mantener tu armario organizado.

2. Coloca los artículos más pesados en la parte baja del armario.

Colocar los artículos más pesados en la parte baja del armario es una buena forma de aprovechar el espacio y asegurar que todos los artículos se mantengan seguros. Esto también hace que sea más fácil encontrar los artículos que necesitas. Los artículos más pesados como los libros, los zapatos, y los bolsos se pueden colocar en la parte baja del armario. Esto también ayuda a mantener el armario equilibrado y evita que se vuelque cuando se abre. Colocar los artículos más pesados en la parte baja del armario es una forma práctica y segura de mantener tu armario organizado.

3. Utiliza perchas para colgar la ropa de más fácil acceso.

Las perchas son una excelente opción para colgar la ropa de fácil acceso en un armario pequeño. Ayudan a mantener la ropa organizada y accesible, y permiten ahorrar espacio en el armario. Las perchas son livianas y fáciles de usar. Se pueden mover fácilmente dentro del armario para cambiar la disposición de la ropa. Están disponibles en una variedad de tamaños para adaptarse a la cantidad de ropa y al espacio disponible en el armario. Las perchas son una opción mucho mejor que los cajones para almacenar prendas como camisas, blusas, chaquetas y vestidos.

4. Utiliza armarios verticales para aprovechar el espacio al máximo.

Los armarios verticales son una excelente forma de aprovechar al máximo el espacio en un armario pequeño. Estos armarios utilizan el espacio vertical para proporcionar una solución de almacenamiento eficiente. Los armarios verticales también cuentan con estantes y ganchos para organizar y aprovechar mejor el espacio. Los armarios verticales también permiten a los usuarios ver todas las prendas que hay en el interior, lo que hace que sea más fácil encontrar los artículos que se necesitan. Estos armarios también se pueden colocar en la parte baja del armario para aprovechar al máximo el espacio en un armario pequeño. Los armarios verticales son una forma inteligente de aprovechar el espacio en un armario pequeño.

5. Utiliza cintas adhesivas para etiquetar los contenedores con los artículos que contienen.

Las cintas adhesivas para etiquetar los contenedores con los artículos que contienen son una excelente forma de mantener un armario organizado. Estas cintas tienen una superficie adhesiva en una sola cara, lo que permite una fácil aplicación a cualquier contenedor como cajas, cestas y bolsas de almacenamiento. Las etiquetas son ideales para identificar los contenedores con los artículos que contienen, permitiendo una rápida identificación de los objetos y un fácil acceso a ellos. Las cintas adhesivas también son una excelente forma de mantener el armario organizado porque son resistentes al agua y a la humedad, por lo que no se despegarán o desvanecerán con el tiempo.

6. Utiliza bolsas de almacenamiento para guardar ropa de temporada o guardar ropa que no se usa con frecuencia.

Las bolsas de almacenamiento son una excelente opción para guardar ropa de temporada o prendas que no se usan con frecuencia. Estas bolsas son prácticas, ya que permiten ahorrar espacio, son livianas y fácilmente transportables. Estas bolsas tienen un sellado hermético que protege la ropa de la polilla, la humedad y los olores. También tienen cierres de cremallera y asas para facilitar su transporte. Algunas incluso tienen una ventana transparente para que puedas ver el contenido sin tener que abrirlas. Las bolsas de almacenamiento son una excelente opción para mantener la ropa limpia, ordenada y protegida.

7. Utiliza ganchos para colgar los sombreros, bufandas y gorros.

Los ganchos son excelentes para colgar sombreros, bufandas y gorros. Estos accesorios a menudo se acumulan en un armario pequeño, pero pueden organizarse y aprovecharse mejor con la ayuda de los ganchos. Los ganchos se pueden colocar en los lados del armario para aprovechar al máximo el espacio. Esto también ayuda a mantener los accesorios organizados y fácilmente accesibles. Los ganchos también se pueden colocar en la parte baja del armario para evitar que se acumulen en el piso. Los ganchos son una forma simple, pero eficaz de aprovechar el espacio en un armario pequeño.

8. Coloca los artículos en el orden en que los necesitas para que puedas encontrarlos fácilmente.

Colocar los artículos en el orden en el que los necesitas para encontrarlos fácilmente es una buena manera de mantener el armario organizado. Esto significa que los artículos más usados deben estar al alcance de la mano, mientras que los menos usados pueden guardarse en los estantes superiores o en cajas o cestas. Esto ayuda a ahorrar tiempo al buscar ropa, ya que no tendrás que rebuscar entre los artículos para encontrar lo que necesitas.

9. Considera dejar algunos espacios en blanco para guardar prendas nuevas.

Dejar algunos espacios en blanco para guardar prendas nuevas es una forma óptima de mantener tu armario organizado. Esto te permite guardar prendas nuevas sin tener que deshacer todo tu armario cada vez. Al tener espacios en blanco, no necesitas desplazar o reorganizar los artículos cada vez que quieras agregar algo nuevo. Esto también te permite ver el espacio que tienes disponible para comprar prendas nuevas, lo que te ayuda a planificar tus compras. Además, al tener áreas en blanco, tu armario siempre se verá bien organizado y limpio.

10. Dona prendas que ya no usas para liberar espacio en el armario.

Donar prendas que ya no usas para liberar espacio en el armario es una forma fácil de deshacerte de la ropa que ya no usas y ayudar a personas en situaciones necesitadas. Esto te ayudará a liberar espacio en tu armario para así poder guardar prendas nuevas o aquellas que usas con mayor frecuencia. Además, al donar tus prendas a alguna organización benéfica, estás ayudando a mejorar la vida de alguien más. La donación de prendas usadas es una forma segura y sencilla de hacer una diferencia en la vida de las personas necesitadas.

 

Construyendocasa utiliza solo fuentes de calidad, incluidos estudios revisados ​​por pares, para respaldar los hechos dentro de nuestros artículos. Lea nuestro proceso editorial para obtener más información sobre cómo verificamos y mantenemos nuestro contenido preciso, confiable y digno de confianza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *